Cómo elegir el mejor broker para trading

Sepa cómo elegir el mejor broker para trading, veremos en todo lo que hay que fijarse, paso a paso y en profundidad para elegir bien.

Permítame recordarle el newsletter bursátil que se manda cada día por correo electrónico. Créame que es bastante completo e interesante.

Antes de ir a fondo en lo referente a cómo elegir el mejor broker para trading, vayamos por partes…

La ventaja de los brokers online

Gracias a las nuevas tecnologías, como internet, se puede invertir en los mercados financieros de manera online y esto supone una serie de ventajas como son:

* Bajas o nulas comisiones (en función del broker que se elija)

* Acceso en tiempo real a los precios y cotizaciones de todos los mercados del mundo.

* Posibilidad de operar en corto, es decir, operar a la baja. Éste tipo de operativa se utiliza como cobertura y también para aprovechar tendencias bajistas. Este tipo de operativa es muy fácil de hacer en un broker online. La forma de proceder es exactamente la misma que si quisiera comprar pero en vez de darle al botón de «comprar» le da al botón de «vender». Cuando decide «cerrar» la operación es como si recomprara al precio que tenga el mercado en ese momento.

* Ejecución de las órdenes en tiempo real.

* Puede recargar su cuenta tanto con transferencias bancarias así como con tarjeta de crédito, Paypal, etc.

Cómo elegir el mejor broker para trading

Ahora sí, vamos a ver cómo elegir el mejor broker para trading. A la hora de operar, la elección de un buen broker es fundamental, y no me refiero sólo por el tema de comisiones, gastos, plataforma, etc, sino por su propia estructura, cómo atienden ante un problema, su velocidad de reacción, seriedad, profesionalidad.

Veamos los detalles que hay en juego cuando hablamos de seleccionar un broker adecuado:

– Regulación: el mejor brokers siempre es aquel que le ofrezca seguridad, que esté regulado por la autoridad competente del país donde ofrece sus servicios y que tenga una buena reputación. Nunca opere con uno que no tenga buenas referencias.

– Comisiones: es fundamental que el broker sea barato, que las comisiones que aplique por cada operación sean lo más baja posible, puesto que a la larga es un dinero importante el que se nos iría. En la compra de acciones, normalmente suelen cobrar una cantidad por cada orden que se ejecuta, ya sea compra o venta. En otras ocasiones, no cobra comisión el broker por ejecutar una orden, sino que existe un diferencial entre el precio de compra y el precio de venta (es lo que se llama spread u horquilla) y aquí es donde el broker gana dinero.

Por otro lado, aparte de estos gastos existen otro tipo de comisiones. Por ejemplo, muchos bancos cobran una comisión de custodia. Cada trimestre o cada año, en función de lo que tengan establecido, le cobrará una cantidad por la custodia de dichas acciones. Otros, en cambio, no le cobran nada.

También existen sitios donde le cobran por la recepción de dividendos. Cuando la empresa realiza un reparto de dividendos, el broker puede que le cobre un porcentaje de la cantidad percibida.

A modo de esquema quedaría así:

* Gastos de compra-venta: es la comisión que le cobra el broker por ejecutar la operación. Suele ser un % del importe invertido o un fijo por operación realizada.

* Comisión de custodia: muchos brokers cobran trimestralmente o anualmente un precio por mantener las acciones en cartera.

* Canon de bolsa: este canon es cobrado por BME (Bolsas y Mercados Españoles) y es aplicable en todos los casos.

* Comisión por cobro de dividendos: son los gastos aplicados cada vez que se cobran dividendos de una compañía de la que tengamos compradas acciones.

* Gastos de mantenimiento de la cuenta: algunos brokers cobran por mantener una cuenta  con ellos, sobre todo si no se realizan operaciones habitualmente o al menos un número mínimo cada mes.

* Gastos por retirada de efectivo: es lo que cobran cuando se retira dinero de la cuenta de valores.

Por lo tanto, a la hora de comprar acciones de una empresa, hay que mirar que el broker elegido no le cobre todas estas comisiones o por lo menos que le cobre sólo algunas de ellas. Si hablamos de operar en otros activos como futuros, forex y cfds, buena parte de estas comisiones no existen.

– Garantías: prefiero los brokers con garantías reducidas (ésto es para la operativa en futuros, divisas, materias primas), ya que de esta manera se necesita menos capital para realizar las mismas operaciones que en otro broker con garantías normales. De esta manera, se dispone de más liquidez para poder realizar otras operaciones.

– Velocidad de ejecución: un broker ha de ser muy rápido en la velocidad de ejecución de las órdenes, no se puede permitir que se lance una orden y tarde varios segundos en llegar y ejecutarse, ya que muchas veces significaría la diferencia entre poder entrar en el mercado o quedarnos fuera.

– Fiabilidad técnica: jamás se debe operar con un broker que tenga fallos técnicos, que a veces no podamos entrar y acceder a su plataforma, que otras veces se quede “colgado” y tengamos que cerrar, salir y volver a entrar. En definitiva, necesitamos un broker sólido y fiable.

– Depósito del capital: el dinero que se ingresa en el broker queda depositado en una entidad bancaria. Para mayor seguridad, es preferible que esté en una entidad sólida y grande.

Importante saber cómo utilizar los diferentes tipos de órdenes que tienen los brokers.

Qué pedir al programa de gráfico del broker

Hoy en día todos los brokers tienen gráficos en tiempo real de los mercados.

Una pregunta habitual que se hacen los inversores es si interesa contratar un programa de gráficos de pago o bien es suficiente con los gráficos que vienen gratis en cada broker.

Hombre, aquí decir que para inversores con una operativa de medio – largo plazo es más que suficiente con los gráficos que vienen en cada broker.

Para el resto de inversores (scalping, intradía y swing) la respuesta es depende, y básicamente depende de que los gráficos del broker sean buenos y válidos. Para considerar si son válidos hemos de valorar lo siguiente:

– Espacio temporal: algunos gráficos de brokers no permiten ir demasiado atrás en el tiempo. Ejemplo, vamos a operar en las acciones de Microsoft y abrimos el gráfico y queremos buscar un nivel de soporte para comprar y empezamos a ir atrás en el tiempo pero resulta que las acciones han tenido un rally alcista fuerte y el soporte más cercano está un año atrás pero el gráfico sólo nos permite ir 6 meses atrás. Pues claro, tenemos un problema y gordo. Si ésto sucede con los gráficos de un broker hay que desechar esos gráficos de inmediato.

– Indicadores: los gráficos han de permitir colocar los indicadores que queramos para analizar el mercado. Básicamente ha de permitir los básicos como Macd, el RSI, Estocástico, Parabólico SAR, Volumen, las medias móviles, Fibonacci, etc. En caso contrario, hay que olvidarse de trabajar con esos gráficos.

– Dibujar: debemos de poder elegir el tipo de escala y poder trazar soportes y resistencias. Ésto por regla general lo permiten todos, pero aun así conviene asegurarnos.

– Tipo de gráficos: debemos de poder elegir el tipo de gráfico, por ejemplo los básicos y más importantes como el de barras y el de velas. El resto de tipos de gráficos no es necesario utilizarlos. Esto también lo permiten todos los brokers.

– Tiempo real: evidentemente, los gráficos han de estar en tiempo real y no con un desfase o retardo de 15-30 minutos. Necesitamos ver y saber lo que está sucediendo en todo momento en tiempo real.

Bien, hasta aquí hemos visto lo que debemos de exigir a los programas de gráficos gratuitos que tiene cada broker. Si cumple todos éstos requisitos, pues adelante, son válidos para operar y podemos hacerlo además gratis.

Pero si un inversor desea un programa de gráficos de pago al margen del broker puede contratarlo si así lo desea. La ventaja es que además de tener todo lo que le acabo de comentar, tienen muchas más cosas, pero muchas. A modo de ejemplo tendríamos VisualChart y ProrealTime, ambos europeos y el coste mensual depende de las cosas que queramos contratar, pero vamos, que a partir de unos 60 euros al mes sería más que suficiente.

Hay una tercera posibilidad, los programas de gráficos gratuitos que hay en determinadas webs. A mí me gustan mucho los de Investing. Aunque algunos van con 15 minutos de retraso, son gráficos muy buenos y que cumplen todos los requisitos mencionados anteriormente.

Pues ya sabe las reglas de oro y cómo elegir el mejor broker para trading. Ahora es cuestión es buscar, comparar y elegir.

Suscríbase al blog (es gratis) y reciba cómodamente en su correo los post que se suban al blog. Introduzca más abajo su correo electrónico y ya está.

Recibe los nuevos artículos en tu correo

Déjanos tu correo electrónico y recibirás en tu correo los nuevos artículos que se escriban en este blog.