Vamos a ver la importancia de los espíritus animales de Keynes, qué significa este concepto y por qué afecta tanto a la economía a los mercados financieros.

Pero antes, échale un vistazo a mi membresía donde encontrarás todo lo que necesitas para aprender a invertir en los mercados y hacerlo correctamente, además de mi opinión tras el cierre de cada jornada y análisis de mercados interesantes para hacer trading.

Y si te gusta leer y los libros, te presento mi colección de 18 ebooks

Entremos en materias!!!

Sabes quién fue Keynes

John Maynard Keynes fue uno de los grandes economistas, un británico que nació en 1883 y murió en 1946. Trabajó como profesor, además de director del Banco de Inglaterra y asesor del ministro del Tesoro. Sus teorías económicas dieron lugar a la escuela de pensamiento económico llamada keynesianismo.

Entre sus principales ideas destacan dos:

– El Estado ha de ser un actor principal en tiempos de crisis económicas y ello solo lo logrará controlando la economía mediante el gasto, es decir, la política fiscal.

– Para que el consumo privado sea sólido y firme se requiere incrementar el gasto público en tiempo de crisis para que de esa manera el Estado tuviese déficit para poder originar demanda adicional.

Su gran obra fue la Teoría general de la ocupación, el interés y el dinero (1936), con la que se propuso dar su punto de vista a la grave depresión económica que surgió a raíz del crash de la Bolsa de Nueva York de 1929.

En mi nuevo canal de Youtube he subido un vídeo complementando todo lo que te explico en este artículo y ampliando la información con más cositas interesantes. Te animo a que te suscribas, voy subiendo vídeos de cortita duración.

La importancia de los espíritus animales de Keynes

Este concepto de espíritus animales lo acuñó Keynes tras beber de fuentes tales como David Hume en sus dos libros claves: “Tratado de la naturaleza humana” e “Investigación sobre el entendimiento humano».

Se refiere a la relación que existe entre cómo actúa y se comporta el ser humano y su incidencia en la economía (y en los mercados financieros). Un comportamiento que en muchas ocasiones viene producido por emociones y sensaciones que lleva a que el comportamiento no sea siempre racional o previsible.

Es decir, debido a una serie de elementos subjetivos, personales e íntimos (miedo, euforia, pánico, incertidumbre, etc), el ser humano no siempre actúa de manera racional y termina teniendo una incidencia, directa o indirectamente en el devenir de la propia economía. Es la propia psicología humana la que marca en no pocas ocasiones la evolución económica.

Claro, el comportamiento de una persona, por muy irracional que pudiera ser, no presenta la menor importancia. Pero el ser humano no actúa individualmente, tiende a comportarse de manera similar al resto, con lo que al final nos encontramos con una masa social, un número muy elevado de individuos que actúan irracionalmente, y es aquí cuando sí repercute en la economía, por ejemplo porque afecta a las decisiones que tomemos en lo referente al consumo (compras, gasto), al ahorro, a las inversiones en los mercados.

Según Keynes, las decisiones que el ser humano adopta a la hora de invertir se basan en la confianza, aunque la economía clásica no está precisamente de acuerdo con esta afirmación, ya que piensa que el individuo primero sopesa de forma racional las diferentes alternativas u opciones que tiene y finalmente elige una de ellas.

El concepto espíritus animales posteriormente ha sido reinterpretado y vuelto a poner sobre la mesa por dos premios Nobel de Economía en el año 2.009, George Akerlof y Robert Shiller en la obra «Animal Spirits». También otros autores contemporáneos han contribuido de manera importante a seguir debatiendo sobre este tema, podríamos citar a Daniel Kahneman y a Richard Thaler.

En definitiva venían todos a coincidir en que los espíritus animales unas veces producen en el ser humano una paralización, un acto por omisión, no hacer nada (por ejemplo no gastar, no comprar, no consumir) por ejemplo por miedo e incertidumbre ante una crisis económica. En otras ocasiones es todo lo contrario, origina una acción (gastar, consumir, comprar) por ejemplo por alegría, euforia ante una buena perspectiva de lo que se espera de la economía, la llegada de tiempo de bonanza, salarios y empleo.

Entendiendo lo que es la economía conductual

Es una rama o disciplina de la economía que estudia cómo incide realmente la psicología del ser humano en la economía y en los mercados financieros.

Simplificando mucho el tema, creo que se entenderá fácilmente si te digo, aunque seguro que no hace falta porque lo sabes, que a la hora de invertir en los mercados financieros, intervienen una serie de elementos cuando tenemos que decantarnos por una opción: comprar o vender, cuándo, dónde.

Suscríbete al blog para recibir cómodamente en tu correo los artículos que escribo