El QE (quantitative easing) o flexibilización cuantitativa, es un programa o medida que consiste en generar dinero y ponerlo en circulación, ya saben las frases famosas de imprimir más billetes y darle a la maquinita.

Permítame recordarle el newsletter bursátil que se manda cada día por correo electrónico. Créame que es bastante completo e interesante.

El QE tiene dos objetivos:

– Bajar los tipos de interés: la Fed o el banco central del país en cuestión usa sus reservas para comprar bonos gubernamentales (deuda pública) y bonos de empresas.

Con esta medida, lo que se pretende es que la rentabilidad de los bonos baje. Al haber mayor demanda para los bonos su precio sube, y por lo tanto su rentabilidad bajará. Este hecho provoca que los tipos de interés también bajen, reduciéndose el coste de los créditos.

– Crear liquidez para facilitar el crédito a familias y empresas: con la compra masiva de bonos públicos y de empresas, los bancos aumentan sus reservas de liquidez, con lo que estarían en disposición de conceder créditos a tipos reducidos, a familias y empresas.

Claro, no todo iba a ser tan bonito. Tiene una parte negativa, puede provocar subida de los precios y por tanto aumentar la inflación.

En definitiva, con el QE, los bancos centrales crean dinero y lo usan para comprar determinados activos financieros como deuda pública a instituciones financieras, de esta manera, los bancos utilizan ese dinero que han recibido del Banco Central para aumentar los prestamos o para comprar nueva emisiones de deuda al gobierno.

Así pues, ya saben, el QE consiste en inyectar liquidez al sistema a través de los bancos.

¿Cómo reaccionan los mercados? Pues la renta variable del país en cuestión sube al alza y la divisa de dicho país baja.

El QE se suele utilizar también para luchar contra la deflación en economías con tipos de interés muy cercanos al 0%. Tengan en cuenta que el la última bala en la recámara cuando la política de tipos de interés se ha agotado.

Recibe los nuevos artículos en tu correo

Déjanos tu correo electrónico y recibirás en tu correo los nuevos artículos que se escriban en este blog.